Un joven James Wan estrenó El juego del miedo (Saw), en 2004, y abrió una saga que llega hasta el presente. El jueves estrena Saw X: El juego del miedo, de la que el luego creador de otra saga de terror, El conjuro, aparece solamente como productor.

Todo se originó en un cortometraje, en una sola locación y con un solo intérprete. Cada película de El juego del miedo intenta aumentar los riesgos que corren los personajes, por lo general, responsables de algo atroz (o no).

El “juego” consiste en que, para no morir, ser electrocutado, cortado por una sierra o como sea, la víctima participante debe realizar algo. Lo más usual es auto infligirse una herida, perder una pierna, pero no la vida.

En fin. La violencia es la moneda corriente.

Un «jugador» puede perder sus ojos en «Saw X: El juego del miedo» Foto BF Paris

Para los fanáticos, y para quienes no tienen la menor idea de lo que va la saga, vamos a repasar las 9 películas, con la cantidad de muertes incluida en cada una. Podríamos hacer un juego de trivia, porque los números de cadáveres van de 6 a…

El juego del miedo (2004)

Cary Elwes, uno de los protagonistas de la primera, que dirigió James Wan ("El conjuro"). Fotos Archivo ClarínCary Elwes, uno de los protagonistas de la primera, que dirigió James Wan («El conjuro»). Fotos Archivo Clarín

La que empezó todo, Saw, es considerada una de las mejores películas de juegos de muerte, que introdujo una leyenda del terror: Jigsaw/John Kramer, interpretado por Tobin Bell. La primera es de las que menos muertes tiene: solo 6, y se basa principalmente en flashbacks o muertes fuera de la pantalla.

Tres de las seis muertes tienen lugar en trampas icónicas: un laberinto de alambre de púas, una habitación inflamable y la trampa para osos inversa. El horror de la película de James Wan era más emocional, la sangre se deja, en buena manera a la imaginación del público.

El juego del miedo 2 (2005)

La primera secuela amplía la sensación de "escape room".La primera secuela amplía la sensación de «escape room».

La primera secuela se sube a Saw, ampliando la sensación de «escape room», en un lugar más amplio y con más víctimas/personajes. Jigsaw atrapaba a siete criminales en una casa que se está llenando de gas envenenado. Uno a uno, pasarán por un horno, navajas, al gas y a la violencia de los demás. Es aquí donde aparece una aprendiz en Amanda (Shawnee Smith), la primera de muchos discípulos de Jigsaw. El conteo de cadáveres se completa con unos policías sin rostro cuando son electrocutados al irrumpir en la guarida de las trampas explosivas de Jigsaw, pero el destino del detective Matthews (Donnie Whalberg) permanece desconocido hasta Saw III. Hay 9 muertos.

El juego del miedo III (2006)

Se suman aprendices de Jigsaw en la tercera película, que tiene una de las mejores trampas de la saga.Se suman aprendices de Jigsaw en la tercera película, que tiene una de las mejores trampas de la saga.

Acá los aprendices son dos, Amanda y Jeff (Angus Macfayden) quien, lamentando la muerte de su hijo a causa de un atropello y fuga por conducir ebrio, debe decidir si salva a los responsables: el testigo de morir congelado; el juez de ahogarse en tripas de cerdo; y el conductor de sufrir un destino violentamente retorcido en una de las mejores trampas de la serie Saw. Se completa una decena.

El juego del miedo IV (2007)

John Kramer murió. Pero aparece en películas posteriores. Ver para creer.John Kramer murió. Pero aparece en películas posteriores. Ver para creer.

Aquí imaginaron que la historia tiene lugar en el mismo período de tiempo y culmina con las consecuencias del clímax de Saw III. Saw IV también marca un cambio de las trampas meticulosas y ligeramente más simples de Kramer a los diseños más desordenados y de mayor escala de Hoffman. Las víctimas: un proxeneta, un abusador doméstico y un violador en serie. Nadie por quien sentir demasiada compasión. Jigsaw quiere que Rigg observe cómo estos jugadores deben pasar sus propias pruebas, lo que refleja a los espectadores mientras ven cómo les arrancan el cuero cabelludo, los empalan y los descuartizan. Otros 10 cadáveres.

El juego del miedo V (2008)

La quinta es una de las que menos público llevó.La quinta es una de las que menos público llevó.

Saw V entrelaza dos tramas: una persecución de gato y ratón entre el detective Hoffman (Costas Mandylor) y el agente Peter Strahm (Scott Patterson), y un elaborado juego centrado en la sangre para cinco jugadores desafortunados. Luego de contribuir a un incendio que mató a ocho personas, los jugadores del juego de Jigsaw descubren que deben trabajar juntos para ganar. En cambio, se sabotean y se atacan unos a otros en un intento por sobrevivir; se empujan entre sí contra hojas de sierra y bombas de clavos y apuñalan a otro jugador con cables eléctricos. Se contabilizan 6 muertes.

El juego del miedo VI (2009)

Trece personajes no llegan vivos al final de la proyección.Trece personajes no llegan vivos al final de la proyección.

Saw VI aborda la industria de los seguros médicos El juego principal de la película se centra en William (Peter Outerbridge), quien debe elegir quién muere entre un grupo de extraños y empleados. Un tornillo de banco en la caja torácica, un lazo de alambre de púas y un laberinto lleno de vapor. Pero es un carrusel de escopetas el que se cobra la mayor cantidad de vidas: cuatro.

Mientras tanto, Hoffman mata rápida y brutalmente a los últimos detectives que descubrieron su identidad secreta mediante múltiples puñaladas y degüellos. Es un juego personal entre Hoffman y Jill Tuck (Betsy Russell). 13 personajes no verán la luz del día siguiente. El director es Kevin Greitert, quien también dirigió la VII y la X, que llega el jueves.

El juego del miedo 3D: El capítulo final (2010)

La única en 3D tiene el récord de muertos. Adivinen...La única en 3D tiene el récord de muertos. Adivinen…

Tiene a Bobby Degen (Sean Patrick Flanery), quien mintió acerca de ser un sobreviviente de un contrato de libro. Sin embargo, el verdadero juego de Bobby es ver a su séquito y a su esposa caer víctimas de trampas. Crea una reacción en cadena en un coche para cuatro racistas (uno interpretado por Chester Bennington) y coloca una trampa con ametralladora para policías inocentes. Está la famosa trampa para osos inversa, y el regreso del Dr. Gordon (Cary Elwes) marca el «fin del juego» para Hoffman. Récord: 27 muertes.

Jigsaw. El juego continúa (2017)

Cada jugador había causado una muerte (o varias) en "Jigsaw".Cada jugador había causado una muerte (o varias) en «Jigsaw».

Se basa en gran medida en flashbacks y utiliza su giro de doble línea de tiempo para duplicar el recuento de cadáveres; En realidad, son dos juegos de cinco personas cada uno, con diez años de diferencia. Una pared de sierras, agujas llenas de ácido, un silo de granos con armas que caen y un embudo mortal giratorio. Cada jugador había causado una muerte (o varias) a través de robo, un accidente por conducir en estado de ebriedad, negligencia o infanticidio.

Como tiene lugar diez años después de la (¿aparente?) muerte de John Kramer, un nuevo aprendiz anda suelto y otro detective, Halloran (Callum Keith Rennie) lo persigue. La muerte más espeluznante es la de la caja trampa láser, que corta la cabeza de la víctima en ocho pequeños trozos de carne y hueso. Son 16 los muertos.

Espiral. El juego del miedo continúa (2021)

Chris Rock, Max Minghella y lo que queda de un cadáver en el subte.Chris Rock, Max Minghella y lo que queda de un cadáver en el subte.

Es la más rara de todas, con Chris Rock antes de la bofetada de Will Smith. Se intentó recuperar los juegos “en solitario” más pequeños. Hay un sistema policial corrupto, y los personajes están lejos de ser agradables. Morirán electrocutados, atropellados por un tren, sometidos a un submarino con cera caliente y/o serán desollados vivos. Hubo que lamentar 8 víctimas fatales.