Actualizado

Espaa exhibe su calidad tras una catica semana con una victoria en su estreno en la Liga de Naciones (2-3)

Las jugadores de la seleccin celebran su victoria, este viernes.Juan Carlos CrdenasEFE
  • Directo As lo vivimos
  • Gesto Una pancarta, el puo cerrado y una pulsera con el ’10’: Espaa y Suecia muestran su «lucha» antes del partido

Un partido de ftbol, mucho ms que eso pero slo eso. Espaa, las jugadoras que tuvieron que dejar de serlo para ser bandera de algo mucho ms importante, son las amas de este juego, del resultado y del discurso. Lideradas por Alexia Putellas fueron capaces, contra viento y marea, de volver a demostrar que en el csped son las mejores del mundo. Desarmaron a Suecia arrinconndola, sobreponindose a sus golpes y llevndola al lmite para ganarle el partido ms difcil de sus vidas en el aadido y de penalti. [Narracin y estadsticas]

Durante unos minutos en el Gamla Ullevi de Gteborg, no importaba nada ms que 22 futbolistas enviado un mensaje al mundo: #SeAcab. Un grito que las campeonas del mundo entonan desde hace un mes, que ha empoderado a mujeres, ha sido aplaudido por hombres y ha provocado profundas reflexiones que van ms all de lo ocurre en los 90 minutos que rueda la pelota. Por eso al inicio no import que las gradas repletas estuvieran teidas de amarillo, que hubiera en juego un ttulo, los Juegos de Pars y hasta la Eurocopa de Suiza. Ni siquiera que Espaa slo hubiera sido capaz de ganar a Suecia en 13 aos el da en que, antes de que todo implosionara, las dejaron fuera de la final del Mundial. La estrella la luca en el pecho la seleccin a la que privaron su derecho a la euforia. Ahora lo reivindican.

La primera decisin de Montse Tom en su estreno ya fue un guio: devolver la capitana a la soberana del vestuario. Aunque la UEFA anunci que Alexia Putellas lucira el brazalete que le fue arrebatado, lo hizo Irene Paredes, un liderazgo natural que ejercer junto a la propia Alexia, Aitana Bonmat y Mariona Caldentey, concienciadas en dejar un legado que allane el camino de generaciones.

Espaa frena el ritmo

En Gteborg, por primera vez en mucho tiempo, volvieron a sentirse solo deportistas. A Espaa no le pes la esperpntica semana y arranc el partido con personalidad, iniciativa y queriendo intimidar a la seleccin nmero 1 del ranking mundial, un hueso duro. Esta Nations League no deja margen de error: hay que ser primeras de grupo para ir a Pars. Impusieron un ritmo alto que hasta Putellas llam a rebajar para no pagarlo caro despus de apenas haber entrenado. Necesitaba un poco de pausa para encontrase con Bonmat, sujetar la pelota e impedir que las suecas corrieran. Se la daban las recuperaciones de una incombustible Mariona, probando a Musovic con los golpeos de Ona Batlle y la propia Bonmat. Pero entonces, las locales se activaron y cada error las plantaba en el rea de Cata Coll. A Angeldal se le escap el primer remate, pero a baln parado, arma infalible de las suecas, lleg el gol. Eriksson se dej la defensa para elevarse y rematar sola un crner. Espaa pagaba el desajuste de un cambio de cuerpo tcnico y una semana de ms cnclaves que csped. El golpe lo pudo hacer ms doloroso Asllani.

No se hundi Espaa. No tena por qu. Las suecas haban encontrado la forma de adelantarse, pero Peter Gerhardsson no estaba tranquilo en su banquillo. El ftbol de las espaolas flua de manera brillante, amasando pelota, con Alexia marcando el tempo, esquivando con clase el mpetu de las suecas, con el desahogo de Bonmat y la fuerza de Mariona para imantar rivales. De su escapada naci el empate. Se asom al rea para encontrar a Athenea, que le peg para sorprender a Musovic a la que se le escap la pelota. El sentido abrazo con Alexia en la celebracin fue otro mensaje que dej el partido. El resultado volva a igualarse. El juego, no. Ah las espaolas eran las dominadoras.

Nada cambi tras el descanso. Athenea caracole en el rea pero cruz su disparo en exceso. Prob Luca, con la mano dolorida de un pisotn, y hasta Aitana. Musovic tuvo que emplearse a fondo salvando otro tiro de Athenea y el rechazo de Mariona. Lo que no pudo parar fue el zurdazo a la escuadra de Eva Navarro, recin entrada al campo. Se partido se inclinaba para Espaa, aunque en una contra lo volvi a equilibrar Hurtig. En el ltimo minuto, a Eva Navarro se le escap la vaselina que roz el larguero y en el aadido, Ilestedt caz a Amaiur en el rea. Penalti y expulsin. Mariona, desde el punto de penalti, no desperdici un gol para la historia. Otro ms.